lunes, 22 de julio de 2013

En el momento justo

En la película “Ciudad Rota”, el famoso actor Russell Crowe personifica a un inescrupuloso alcalde de Nueva York al que le gusta rodearse de individuos oscuros a quienes luego chantajea para obligarlos a cometer crímenes. “Te elijo porque te tengo de los testículos”, le dijo a uno de los que descubrió sus fechorías e intentó denunciarlo. Según el expresidente Tuto Quiroga, el exministro de Defensa de Brasil Celso Amorim es un completo masoquista, porque permitió que en Bolivia lo humillen con la requisa de su avión, incidente que calló durante dos años. El periodista Humberto Vacaflor se manifestaba sorprendido por esta conducta de Brasil y decía no entender por qué manifestaba semejante tolerancia con la prepotencia boliviana. Ambos no toman en cuenta que Brasil, o el que hubiera sido, tomó la decisión de guardarse la información comprometedora y divulgarla justo en el momento en el que Bolivia trataba de aprovecharse del caso del avión presidencial bloqueado en Europa. Ha sido una manera de decirle a nuestras autoridades: "Nosotros te tenemos…" y prueba de ello es que ahora todos hablan de la doble moral de las autoridades bolivianas. Lejos de reconocer su error y de disculparse como se debe, en el Estado Plurinacional han decidido salir con excusas absurdas. Vaya uno a saber que más podría tener Brasil o el país que fuera para tener a nuestras autoridades como tenía aquel alcalde de Nueva York  a sus víctimas.