jueves, 26 de septiembre de 2013

Todo cocinado

Los primeros resultados del acuerdo entre el Gobierno y las élites de Santa Cruz parecen estar saliendo del horno. La presidente del Tribunal Supremo Electoral, Wilma Velasco, confirmó ayer que Santa Cruz tendrá tres escaños más en la Cámara de Diputados, mientras que La Paz, Oruro, Cochabamba, Tarija y Pando mantendrán inalterable su cuota dentro de la Asamblea Legislativa. Los tres diputados que le han sumado a Santa Cruz se los han sacado a Potosí, Beni y Chuquisaca, donde además de ser opositores, no tienen el peso electoral de nuestro departamento, donde el MAS acaba de “poner toda su carne al asador”. Con este panorama resulta clara la apuesta oficialista de cambiar de bastión, y confirma que La Paz prácticamente se le ha ido de las manos como plaza fuerte, donde llegó a obtener hasta el 80 por ciento de votación. Veremos si el cálculo de los “celestinos” coincide con el sentir de la población cruceña, que hasta ahora se ha comportado renuente a apoyar al MAS en las elecciones. Aunque también ese factor parece estar “cocinado”, ya que los beneficiados con el aumento de curules en Santa Cruz son todos, los “oficialistas” y “opositores”, que a estas alturas vienen a ser lo mismo.