miércoles, 5 de diciembre de 2012

A buen entendedor...

Mientras que el ministro de Gobierno, Carlos Romero, ha estado alentando a las víctimas a denunciar todos los actos cometidos por la “Banda de los Abogados”, su colega, la titular de la cartera de Transparencia y Lucha Contra la Corrupción, Nardi Suxo, ha dicho que todas las víctimas serán enjuiciadas ya que cometieron el supuesto delito de pagar a los extorsionadores para librarse de los mismos mafiosos que, según algunos personajes cercanos al Gobierno, tenían poderes especiales para cometer sus fechorías. Algunos entendidos y otros suspicaces que en estos tiempos de cambio han agudizado el olfato, sobre todo cuando se trata de ollas podridas, creen que el mensaje de Suxo está orientado a detener el striptease plurinacional ya que está comenzando a mostrar más de lo debido y seguramente tiende a implicar a los verdaderos responsables de esta pornografía política. Y para los que no entienden bien el mensaje, acaba de suceder un hecho muy elocuente. En Brasilea, a muy poca distancia de Cobija, acaba de ser asesinado Vicente Rocha, uno de los testigos claves de los hechos de Porvenir, cuyo testimonio era vital para desenmascarar la patraña que se armó en el 2009 en Pando. En realidad el caso Ostreicher, el caso Terrorismo y los hechos del Porvenir parecen conducir a los mismos cabecillas.