viernes, 27 de mayo de 2011

Los otros "empresarios"

El presidente Morales les ha dicho a los empresarios bolivianos (los legales) que son unos buenos para nada y que sólo sirven para hacer política y conspirar contra él. Lo dijo hace unos días en Cochabamba, donde lamentó que grandes obras de infraestructura tengan que ser encaradas por compañías colombianas, venezolanas y de otros país, porque los constructores bolivianos no tienen el físico suficiente para ganar las licitaciones. Justamente en Cochabamba hay otros “empresarios” que podrían servir de ejemplo para los vilipendiados hombres de negocios locales. Son arriesgados y son capaces de trabajar en condiciones adversas. En el valle de Sajta, en pleno Chapare, instalan fábricas cada 20 metros y en lo que va del año han localizado más de 180 “establecimientos productivos”. En una semana fueron halladas 14 factorías, aunque sus propietarios salieron del lugar antes que los identifiquen. Son tan audaces que hasta han inventado fábricas móviles que llevan de un lado a otro por razones de seguridad. Este Penoco le preguntó a un amigo empresario (legal) si no le da vergüenza que sus colegas de Sajta le saquen tanta ventaja. “Otra cosa sería con seguridad jurídica”, respondió.